Si estas teniendo problemas de que tu impresora no imprime de la forma correcta, puede darse el caso de que sea algo que está ocurriendo en el propio dispositivo o quizá tenga la culpa el sistema operativo. En cualquier caso, antes de llevarla a un técnico de reparación de impresoras y que te cobre por ello, puede seguir estos pasos para conseguir encontrar el objetivo del problema.

No te garantizamos que se vaya a solucionar con ellos pero son las causas de los problemas más habituales en este tipo de periférico.

Solucionando problemas de impresiones

impresora

Problema de drivers

En el momento en el que nos compramos una impresora lo más normal es que nos venga un CD con los drivers para que la podamos instalar. De esta forma nos aseguramos de que existe una comunicación correcta entre el ordenador y el propio dispositivo y así la impresión no debería de sufrir ningún tipo de problema.

Sin embargo, a veces se producen ciertos problemas en este punto. Puede darse el caso de que el propio sistema operativo reconozca los drivers y que estos no sean correctos. También puede ocurrir que la impresora no sea compatible con ese sistema operativo o que, por lo menos, los drivers incluidos en el CD estén obsoletos.

Te recomendamos que accedas a la web del fabricante y que te bajes los últimos drivers disponibles. De esta manera podrás descartar este factor.

Reinicia el ordenador

Puede sonar atópico pero el reinicio es una de las armas más potentes que tiene un informático. En el caso de que hayas intentado imprimir y la impresora se haya quedado bloqueada, no tendrás otro remedio que reiniciarla.

Además, también te recomendamos que la padres y, hasta desconectarla de la luz. Enciende anualmente ordenador y vuelve a probar.

Cuidado con saturarla

Solemos cometer un grave problema, ya sea por impaciencia o simplemente porque queremos tener la razón, mediante el cual mandamos el mismo trabajo de impresión una gran cantidad de veces. Pensamos que si el primero no ha funcionado, el segundo se que lo hará.

Esto es un error porque lo único que estamos haciendo es incrementar la cola de impresión del periférico. Hasta que no termine con el primero, no va empezar con el segundo; por esta razón, si se ha bloqueado en el primero la lista no va seguir avanzando.

En el caso de que tengas algún problema con un documento y que éste nos imprima, tendrás que acceder a la cola, eliminarlo, y posteriormente lanzar el nuevo.

impresora imprimiendo

Comprueba el nivel de tinta

Si la impresora no imprime de la forma correcta tenemos que prestar atención al resultado de las impresiones. En el caso en el que veamos que un color empieza a difuminarse, es posible que el nivel de tinta esté descendiendo a niveles mínimos… En este caso tendremos que cambiarla.

Por lo general no se llega a tener este problema ya que el propio sistema operativo nos indicará del nivel crítico de tinta antes de que se alcance… Pero no siempre es fiable y a veces no es capaz de detectar los niveles de la forma que corresponde.

Limpieza de cabezales

Puede darse el caso de que los cabezales estén sucios, ya sea de tinta o de cualquier resto de polvo que pueda haberse acumulado. En esta ocasión tenemos algunas herramientas de la propia impresora que nos ayudará a poder ejecutar el proceso. Sin embargo, no siempre es suficiente y no nos quedará otra que hacer el proceso de limpieza de forma manual.

Sigue estos pasos y arreglarás cualquier problema de impresión que tengas.